Tres poemas de Raquel Adler (1899 - 1974)

Dominio público, Poesía escrita por mujeres, Poesía latinoamericana, Raquel Adler, Poesía argentina,
Raquel Adler, poeta argentina

 

Más información sobre la autora


LA VISITACIÓN


EN el silencio de la negra noche,

Ahito el corazón se alza mi voz.

Ya puso el tiempo su inefable broche

Al día, y de uno nuevo se va en pos.

El tiempo sin cesar traerá otro día,

Y otra noche a mi ansioso corazón,

Que a esta hora del mundo se deslía,

Y sublime va alzando su canción!

El hombre con su afán dará a esta hora,

Insaciable, la sed de su pasión.

El mal del hombre es grande y lo devora,

¡Oh carcajada cruel de su extorsión!

Porque él ignora que una gran herida

Va carcomiendo ya la Humanidad,

Por la gota de amor mal recogida,

Por un grano de fe en la Eternidad!

Se acerca ya la noche; en su regazo

Me acurruco y el alma en oración

Va desplegando un inefable lazo,

Confundo al mundo entero en un abrazo,

Y el Señor me hace su visitación!



¿COMO?

Para Enriqueta L. Lucero

 

COMO decirte, hermano, que es mi anhelo?

¿Cómo decirte, hermano que es mi sed?

Si yo vivo tejiendo en mi desvelo

Para mi ensueño una divina red.

¿Cómo decirte, hermano de qué suerte

Iré a parar en brazos del amor?

Si yo sigo anhelando que la muerte

No ose tronchar ésta mi vida en flor ...

¿Cómo decirte y explicarte hermano

Este enigma que mina ya mi ser?

Si yo creo que un astro sobrehumano

Fijó en mi vida un doble amanecer.

¿Cómo decirte, hermano, de qué modo

Puedo explicarte este divino lodo?

¡Pregúntalo al Señor que sabe todo!


SOLO EL CIELO

Para C. Vega Belgrano


PASA el viento silbando,

¿Qué querrá con su aullido

El buen viento?

Brama el mar con su oleaje,

¿Por qué sigue sondeando

El abismo?

Al renovarse eterna,

¿Qué germen milagroso

Da la tierra?

Sólo el cielo es completo,

Sigue entre astros y rayos

Sonriéndome...


Comentarios